Según Vera, el papa “impedirá un estallido social en Argentina”

CEF NOTICIAS | El diputado porteño dijo que así como Francisco paró intentos de golpe contra Cristina, ahora lo hará por Macri.

vera-francisco

Amigo del santo padre y entrevistado como tal por el diario El País, de España, el legislador porteño Gustavo Vera habló ante esa publicación sobre la relación de Francisco con el presidente Mauricio Macri, quien lo visitará este sábado en El Vaticano, y en ese marco el diputado reivindicó el papel de Bergoglio en cuanto a evitar un estallido no solo en nuestro país, sino también en la región.

Citado por el diario madrileño como “diputado trotskista”, Vera sostiene que por este lado del mundo “estamos viviendo una crisis profunda, la gente está sufriendo mucho”, pero aclara que “en Argentina hasta ahora ninguna protesta ha acabado mal y en eso tiene mucho que ver la gente del papa”. Vera aseguró en ese sentido que “muchos los movimientos que protestan se inspiran en él”.

Según el diputado Vera, el papa Francisco “frenó los intentos de golpe contra Cristina Kirchner, cuando les decía a todos los que iban al Vaticano ‘cuiden a Cristina’”, y del mismo modo “va a proteger el mandato constitucional de Macri”. De todos modos, dijo, “le está marcando el camino más correcto, que empiece a gobernar con concertación, con grandes consensos, como en Europa”.

Asimismo sostuvo que “la reunión entre Francisco y Macri irá bien porque el presidente está apostando por un mayor gradualismo”.

Respecto de un eventual viaje a nuestro país, Vera señaló que Francisco “puede venir a Argentina, y juntaría 10 millones de personas en la calle. Pero lo hará cuando sea un factor de unidad. Si la visita muestra signos de división se lo facturarán a él. No quiere pisar la cáscara de banana. Incluso han intentado romper a la iglesia”.

Asimismo dijo no creer que Argentina esté cerca de una explosión como la de 2001, pero sí ve una crisis profunda: “Hay una especie de 2001 al revés. En 2001 había una descomposición social acelerada, insoportable, pero había algunas reservas políticas, estaban estadistas como [Raúl] Alfonsín, [Eduardo] Duhalde, otros gobernadores. Hoy hay acelerada descomposición política y una crisis social no tan grave como 2001 pero que se puede agravar. Es urgente que la clase política actual se dé cuenta de que está bailando sobre el Titanic”.

“Francisco no tiene ningún problema personal con Macri, pero en lo político está escrito en el Laudato Si. Francisco no cree en la teoría del derrame. En el primer semestre Macri transfirió 20.000 millones de pesos a los sectores concentrados, con bajada de impuestos al campo, a las mineras, con la inflación, con tarifazos. Ahora parece que están apostando por un mayor gradualismo y por eso esta vez Francisco y Macri van a dialogar de verdad. La otra vez Macri fue a buscar una foto y eso con Bergoglio no funciona”, aseguró, señalando por otra parte que en el primer encuentro “Macri no llevó una delegación amistosa en la primera visita. Ahora va solo con Antonia, su hija, y Juliana, su mujer. Todo será más fácil”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.