Correo de lectores: Por qué la marcha del orgullo LGTB 2011

Una mirada diversa desde una identidad heterosexual

Este sábado 5 de noviembre se realizará la vigésima Marcha del Orgullo Gay de Argentina recojemos de nuestros lectores; una mirada diversa desde una identidad heterosexual

Por Norma Jara (**)

Muchos se preguntarán ahora ¿para qué la Marcha si ya tienen la ley? La Marcha es emblemática, es un día en donde cualquier persona que se siente diferente y que va más allá de su orientación sexual tiene la posibilidad de expresarse y aunarse con los demás.

La marcha es diversa o sea que convoca a todos y todas Gay, Lesbianas, Trans, Bisexuales y tambien Heterosexuales, algunos llaman Queer a todo lo raro o distinto, pero creo que es mejor repensarnos, no de esa forma, sino sin etiquetas. El concepto de diversidad nos auna y deja de diferenciarnos entre «normales»y «enfermos». La diversidad es mirar hacia delante y buscar la felicidad siendo honesto con lo que somos y con lo que queremos y es ser felices y ocupar un lugar en la sociedad igual a los demás.

A nadie le importa con quién te acostas, cuanto comés, de qué color tenés la piel, quiénes son tus amistades y cómo te ganas el dinero. Creo que ya no son tiempos para vivir ocultamente a ver qué piensan los vecinos, creo que es más importante en descubrir quién es uno mismo y con ello intentar construir un mundo propio mejor sin tanta culpa e hipocrecía. Muchos heterosexuales tenemos hijxs, sobrinxs, amigxs, vecinxs «raros»(traducción: gay, lesbianas, travestis, etc, etc) algunos no viven ocultamente sino que tienen la valentía de mostrarse tal cual son pagando precios de exposición y discriminación durante años, pero eligen exponerse a vivir «pareciendose»a los demás. Elecciones de eso se trata.

orgullo-2011,15

(Foto de archivo CEF NOTICIAS)

Esxs heterosexuales hace mucho que incorporaron pertenecer e integrarse a esa comunidad y aprecian las elecciones de sus amigxs, comparten sus tristezas y alegrías, aceptan sus novixs, maridxs, hijxs y por eso apoyan y asisten a la marcha, recorren esa avenida de Mayo entre risas y cánticos con alegría.

La Marcha tiene una identidad propia y sólo el que la vive y la comparte entiende el concepto, no es lo mismo verla a través de un canal de noticias que sólo enfoca la parte que horroriza a «lo normal»que señala y discrimina. El que la mira por tv se queda sin apreciar lo mejor que es la convivencia entre personas amplias de mente y corazón que cree en la igualdad, que no anda por la vida etiquetando a los demás, que quiere y tiene una vida propia y que acepta que no todos somos iguales, que las travestis son personas que sienten y tienen el mismo derecho a tener un trabajo digno como cualquiera, que ser gay no necesariamente tiene que ser peluquero, que puede ser maestro u obrero de la construcción. Que ser lesbiana no necesariamente tiene que estar al servicio sexista de una pelicula porno sino que tiene una vida y elecciones propias como cualquiera y que deben ser todxs respetadxs y para nada estigmatizadxs.

Y aquellxs heterosexuales que eligen participar visiblemente en una marcha porque defienden y creen en una misma sociedad que sus amigos y familiares lgtb no lo hacen porque son raros y «la miran con cariño»sino porque tienen una visión justa de una sociedad mejor, menos hipócrita mucho más real y pelean por las mismas cosas.

Lxs heterosexuales con visión de diversidad somos tambien discriminadxs «vos estas locx», «no será que también te gustará?», «esas amistades tuyas!», o cuando decis que tenes amigxs homosexuales dicen «yo tambien tengo un amigo de un amigo de un amigo que es gay y se porta normal cuando salimos»(eso significa congraciarse con el enemigo? eso significa me pareces macanuda pero no es contagioso?). Elecciones que a veces producen mucho mucho dolor tan doloroso como el que sienten nuestros amigxs lgtb. (*)

Este año esperamos que la Marcha nos convoque a muchos más, tenemos aún mucho por luchar, por la Ley de Identidad de Genero (que las travestis puedan elegir su identidad y pueda tener un dni acorde a sus elecciones) por la reasignación de sexo (no todos nacemos con el cuerpo que nos corresponde a nuestra identidad), debemos luchar para que se respeten las identidades de género en la escuela, en los trabajos, en el deporte, hay aún mucho por trabajar y construir para que todos y todas tengamos el espacio que nos merecemos y que nadie deba arrogarse el derecho de señalarnos o gritarnos «puto», «torta», «rarito». Es muy facil mirar la paja en el ojo ajeno y no la viga del propio y por eso hay que seguir asistiendo año a año a la Marcha para festejar los logros y para seguir construyendo con una visión de diversidad. Para situarnos en un bello arco iris de la bandera del orgullo y no en una estrecha visión de grises o de los infames blancos y negros de la homofobia y la discriminación.

(*) LGTBIQH: L = Lesbianas, G = Gay, T = Travestis, Transexuales, Transgéneros, B = Bisexuales, I = Intersexuales, Q = Queer, H = Heterosexuales.
Por un mundo sin etiquetas y con una mejor calidad de vida y de valores = buenas personas.

(*) x = as/os una lectoescritura sin distinción de género

(**) Norma Jara, Blogguer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.