Politica

Piden que tres diputados de Macri devuelvan las bancas por irse al peronismo

Compartir en

El diputado nacional electo y jefe del bloque del PRO, Cristian Ritondo, lamentó el alejamiento de tres legisladores de Juntos por el Cambio que conformaron el interbloque Unidad Federal para el Desarrollo.

“Lamento que los diputados Pablo Ansaloni, Beatriz Ávila y Antonio Carambia, electos por la boleta de Juntos por el Cambio, hayan decidido no formar parte de este espacio“, escribió Ritondo en su cuenta de Twitter. “Estoy seguro de que juntos hubiésemos trabajado muy bien por el bienestar de todos los argentinos”, agregó el actual ministro de Seguridad bonaerense.

Ansaloni, Avila y Carambia fueron electos en 2017, cuando la alianza aún se llamaba Cambiemos, y tienen mandato hasta 2021. Para el próximo período decidieron sumarse al interbloque Unidad y Equidad Federal, cuyo presidente será el mendocino José Luis Ramón.

Se especula que el interbloque impulsado por el nuevo presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, funcionará como el aliado clave que necesita el Frente de Todos para conseguir quórum y sacar leyes. 

También trascendió que otros legisladores macristas podrían abandonar el interbloque de Juntos por el Cambio, que actualmente tiene 113 diputados. Mientras que el Frente de Todos -primera minoría- cuenta un piso de 120 diputados.

El nuevo oficialismo, para lograr quórum y mayoría, necesita 129 diputados. Con el aporte de Unidad y Equidad Federal, estará muy cerca de lograrlo.

Además de Ramón y los tres exmacristas, el interbloque estará integrado, además, por Luis Digiácomo (Río Negro) y los misioneros Ricardo Wellbach, Diego Sartori y Flavia Morales, del Frente de la Concordia.

Beatriz Ávila

De origen peronista, está distanciada de los referentes del movimiento en su provincia (el gobernador Juan Manzur, y el actual senador José Alperovich). Junto a su marido -el intendente de la capital, Germán Alfaro- construyeron un espacio político propio:  Partido por la Justicia Social de Tucumán.

En 2015 hicieron una alianza con el PRO y dos años después Ávila ingresó al Congreso, integrando el interbloque Cambiemos, aunque manteniendo su identidad partidaria.

Tras el triunfo de Alberto Fernández en las últimas elecciones presidenciales, la pareja dio un giro político. Sin embargo, desde el entorno de la diputada aseguran que “seguirá siendo opositora a Juan Manzur en Tucumán y a Alberto Fernández en la Nación. No dejó sus convicciones por Manzur y menos por Marcos Peña y sus trolls”.

Antonio Carambia

Es oriundo de Santa Cruz y, junto con su hermano José María -actual intendente de Las Heras-, fundaron el  Movimiento Vecinal Renovador (Movere), con el cual articularon una alianza electoral con Cambiemos en 2017.

Fruto de esta alianza, llamada “Unión para Vivir Mejor”, Carambia ingresó como diputado nacional. 

Este año comenzó el viraje político de los hermanos. El primero en demostrarlo fue José María, que fue a la Justicia para que saquen al Presidente de la boleta en las últimas elecciones. Luego felicitó a Alberto Fernández y a Cristina Kirchner, del Frente de Todos, por su triunfo.

Antonio siguió sus pasos y ahora abandonó el bloque PRO.

Pablo Miguel Ansaloni

El bonaerense llegó al Congreso a través de la alianza que cerró Cambiemos con el partido Fe, cuyo líder era el gremialista de los trabajadores rurales, el fallecido Gerónimo Venegas.

“(María Eugenia) Vidal lo ignoró siempre. Y desde que se murió el ‘Momo’ (a fines de junio de 2017) ni lo invitaban a los actos”, aseguraron desde su entorno al diario Clarín para explicar su decisión.

Su nuevo jefe político y gremial es Ramón Ayala, quien sucedió Venegas. Tras el triunfo de Fernández, Ayala ya había demostrado su giro al asistir al acto que organizó la CGT para recibir al presidente electo.


Compartir en

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *